Ayanegui Aguilar, Hugo Eduardo; Ruiz Escamilla Temoltzin, María Guadalupe - Capítulo 4. Historia de IBM - Calidad en el Servicio como Ventaja Competitiva: Estudio de Caso IBM Report as inadecuate




Ayanegui Aguilar, Hugo Eduardo; Ruiz Escamilla Temoltzin, María Guadalupe - Capítulo 4. Historia de IBM - Calidad en el Servicio como Ventaja Competitiva: Estudio de Caso IBM - Download this document for free, or read online. Document in PDF available to download.

Ayanegui Aguilar, Hugo Eduardo; Ruiz Escamilla Temoltzin, María Guadalupe - Capítulo 4. Historia de IBM - Calidad en el Servicio como Ventaja Competitiva: Estudio de Caso IBM -- Licenciatura en Administración de Empresas. - Departamento de Administración de Empresas. - Escuela de Negocios, - Universidad de las Américas Puebla.


Teaser



CAPÍTULO 4 Historia de IBM 4.1 Antecedentes Los orígenes de IBM se remontan a los inicios del siglo XX, cuando el Sr.
Thomas J. Watson combinó varias compañías pequeñas para formar “International Business Machine Corporation” (IBM).
Para los finales de los 50’s, IBM tenía como clientes a un extenso y variado mercado, desde fábricas de rebanadoras de queso hasta fábricas de relojes y máquinas de escribir (Gerstner, 2002, pp.
113). IBM nace al surgir la necesidad de contar a las personas como nunca habían sido contadas como antes, con la habilidad de identificar y cuantificar.
La tecnología de IBM podía registrar datos, procesarlos y analizarlos, para responder automáticamente preguntas específicas, lo que ahorraba tiempo y dinero. Los productos de IBM eran máquinas que interpretaban tarjetas con agujeros uniformes, cada uno de los cuales representaba un rasgo diferente, ya sea nacionalidad, edad, ocupación y muchas más; este lector procesaría la tarjeta mediante mecanismos de resorte fácilmente adaptables, y posteriormente cepillos eléctricos como dispositivo mecánico leerían dichas tarjetas.
Finalmente las tarjetas ya procesadas se clasificarían en montones sobre la base de una serie específica de agujeros perforados. De esta forma al clasificar y reclasificar millones de tarjetas, se podría aislar cualquier tipo de característica que se escribiera en las tarjeras, es decir, tan sólo se tendría que clasificar en forma distinta y aplicada a la variable deseada. Las máquinas de IBM eran capaces de poder reflejar una población entera o dividirla en diferentes grupos dentro de ella para así obtener medidas estadísticas de gran utilidad. IBM pronto se dio cuenta que estas máquinas no sólo podían realizar clasificaciones, sino que también podrían realizar trabajos contables.
En pocas semanas podía calcular resultados que a la compañía podría tardarle años en correlacionar (Black, 2001, pp.
34- 35). El Sr. Thomas J...






Related documents